--------

Martes 19 de enero de 2010


 

+ Sinaloa: PRI comienza a caer

+ Candidatura con narco-efecto

 

El juego político del gobernador sinaloense Jesús Aguilar Padilla para imponer a su socio Jesús Vizcarra como sucesor por la vía del dedazo ha provocado una significativa caída de las preferencias electorales del PRI en Sinaloa y el repunte del PAN.

De acuerdo con la última encuesta del periódico El Debate, el PRI bajó sus preferencias de 57.3% en noviembre a 50.2% la semana pasada. Y de manera automática, el PAN subió en el mismo periodo de 28.1% a 33.5%.

A la lucha interna por la candidatura presidencial del PRI al gobierno de Sinaloa se ha sumado nada menos que el rector de la UNAM, José Narro, con una visita pública al alcalde Vizcarra. No sería la primera vez que el rector Narro, de formación y militancia priísta, se mete en procesos electorales. Sólo que ahora en Culiacán se difundió la interpretación de que la UNAM habría establecido contactos políticas con el alcalde de Culiacán a quien le señalan relaciones peligrosas con el narco Ismael El Mayo Zambada.

El problema para Narro fue el hecho de haberse involucrado en los tiempos políticos del proceso de selección interna del PRI, partido al cual sirvió cuando fue funcionario del gobierno de Carlos Salinas de Gortari. En consecuencia, su espaldarazo a Vizcarra no fue un desliz sino parte de su ejercicio como militante del PRI. El operador del involucramiento de Narro en la vida interna del PRI sinaloense fue Jaime Labastida, un intelectual que es hermano del ex gobernador Francisco Labastida Ochoa.

Las maniobras del gobernador Aguilar Padilla han logrado reposicionar a tres precandidatos panistas en las tendencias del voto: el actual secretario de Desarrollo Social, Heriberto Félix Guerra, el diputado federal Manuel Clouthier y el diputado local Alejandro Higuera. Ante el proceso electoral que será en julio, las posibilidades del PAN se han consolidado con bastante anticipación y han mejorado en función de los conflictos en el PRI.

De acuerdo con la encuesta del periódico El Debate --que publica ediciones en varias ciudades de Sinaloa--, el PAN tuvo un tropiezo en el último trimestre del año pasado, al bajar sus tendencias de 36.3% en septiembre al piso de 28.1% en noviembre, una pérdida de ocho puntos porcentuales. Pero al notarse el juego del gobernador Aguilar Padilla de impulsar como sucesor a Vizcarra por encima de la popularidad del senador Malova, el PRI inició el descenso en las tendencias del voto y el PAN logró un significativo repunte, en casi mes y medio, de cinco puntos porcentuales para reducir la ventaja del PRI.

La otra parte del escenario de la nominación de la candidatura priísta al gobierno de Sinaloa se localiza en el factor del narcotráfico. Ante la pasividad del gobernador Aguilar Padilla, la criminalidad de las bandas de narcos ha regresado la violencia a Culiacán y, peor aún, ha comenzado a contaminar otras plazas del estado. La violencia cobró el año pasado mil 250 muertes y un aumento sensible en la inseguridad,

El hecho de que el precandidato Vizcarra haya aparecido en fotografías con el capo Ismael El Mayo Zambada ha dejado la inquietud de que el crimen organizado pudiera establecer un espacio político en la sucesión estatal priísta, sobre todo por el silencio que ha guardado Vizcarra respecto a las fotografías incriminatorias. El Mayo ha sido una pieza de alianza entre cárteles, sobre todo el de Juárez que ha comenzado a cobrar más importancia.

Al asunto del dedazo en la selección del candidato priísta a gobernador se ha añadido el escenario del narcotráfico creciente en Sinaloa para explicar buena parte de la inquietud del electorado que ha comenzado a reducirle tendencias de voto al PRI por la posibilidad de que el alcalde Jesús Vizcarra sea el sucesor de su socio Aguilar Padilla.

 

www.indicadorpolitico.com.mx

http://twitter.com/carlosramirezh

http://carlosramirez2.blogspot.com

carlosramirezh@hotmail.com

 

- - 0 - -

Imprimir


  Regresar