--------

Domingo 15 de abril de 2012

+ Diario Político (1): tranquilidad

+ Fox, encuestas, narco, Josefina

 

LUNES.- Se reanudan las campañas con las tendencias electorales en las encuestas sin ningún movimiento. Parece que el único que ha entendido la dinámica de las encuestas es Peña Nieto, porque se mueve en la lógica del elector y no en lo que quisiera ser; por eso ha decidido flotar. En cambio, López Obrador ya enfocó sus baterías en los indecisos y hacia ellos dirige su nuevo look político amoroso. La que no da una es Josefina Vázquez Mota: no sólo no tiene un equipo coherente, sino que se desgasta tratando de poner orden y descuidando la parte externa de la campaña.

La clave de la campaña se localiza en entender qué quiere el votante; la oferta del cambio se agotó con Vicente Fox y ahora el ciudadano necesita estabilidad; por eso Peña Nieto va por el viejo PRI pero promete mantener los principales programas panistas: Oportunidades, ejército en las calles, temas, por lo demás, que le debieran pertenecer a la candidata panista. En cambio, Josefina insiste en ser la “diferencia” pero sin carisma ni oferta. La Semana Santa no varió las tendencias del voto, lo cual es malo para los rezagados y bueno para el puntero.

Josefina sigue con errores de estrategia. Hoy lunes el tema de los medios fue el cese de su vocera Karla Garduño anunciada por la propia candidata, con lo que opacó la enésima recomposición de su equipo de campaña. Parece que Josefina aún no entiende la dinámica de los medios y tampoco sabe lo que significa poner la agenda política: privilegia sus errores y distrae sus propuestas.

Las fallas de Josefina son de estrategia: se suma a su equipo Juan Molinar Horcasitas, pero no preparan control de daños por el asunto de la ´guardería ABC aún sensible en la opinión pública.

 

MARTES. Luego de muchos tropiezos, Josefina Vázquez Mota r4eactivó su campaña con un aumento en su equipo de colaboradores y un autobús y una gorra con el nombre de La Jefa. Pero algo ocurre en las campañas: o los operadores no entienden a los ciudadanos o los ciudadanos están en una fase destructiva porque nada los convence.

En las primeras horas se vio que las encuestas no registraron tendencia en el reposicionamiento de Josefina. El mensaje de la panista fue hacia dentro, hacia el desorden en el PAN, por lo que la ciudadanía vio con distancia que la campaña panista detonara una nueva fase abriendo los conflictos internos.

En el PAN y el PRD las cosas siguen igual: candidatos anticlimáticos, sin pasión, sin movilizar masas. Cada vez es más difícil y caro acarrear ciudadanos a mítines y los spots televisivos y radiofónicos se han convertido en el mensajero delos candidatos. Si el mensaje de los candidatos en medios que no circulan, en redes que critican y atacan y en mítines de acarreados, entonces el país enfrenta una desconexión apática entre sociedad y élites políticas.

 

MIERCOLES. Estallan pequeños fuegos de artificio: La Razón revela que hay videos en sitios de López Obrador donde usan sin permiso declaraciones de Carlos Fuentes y Enrique Krauze a favor del tabasqueño. Bueno, se trata de una manipulación mediática. No tardará en llegar el desmentido de Krauze. Pero el problema es mayor: los candidatos no saben cómo atraer la atención pública.

En los EU el precandidato republicano Rick Santorum renunció a competir y le dejó el camino libre al gobernador Mitt Romney. El paso no le gustó a Sanctorum pero iba perdiendo primarias. Ahora Romney tiene poco más de seis meses para una intensa campaña contra Barack Obama. Y en los EU no importan simpatías sino el dinero acumulado para campañas negativas; y Romney tiene muchos fondos, por lo que Obama comenzará a ser atacado. En México, como siempre, una apatía por el proceso electoral estadunidense, a pesar de que habrá mayores presiones porque México está en la agenda electoral de los EU.

Josefina sigue a la baja; dicen los expertos que podría comenzar a repuntar a finales de abril y sobre todo después del primer debate del domingo 6 de mayo. Pero se trata de cálculos especulativos; la realidad es que las encuestas van desdibujando a Josefina.

Como se esperaba, Krauze desautorizó el video donde aparece perdonando el radicalismo de López Obrador. El asunto pasó ya al terreno de los anécdotas. Lo cierto es que Krauze dijo lo que dijo y entrevió la posibilidad para votar por el tabasqueño. Bueno, es cosa de intelectuales que no da siquiera para el debate, apenas para algunos dardos, y a otra cosa.

Los mítines de los candidatos no prenden. En realidad, el único que ha entendido la lógica de las campañas es López Obrador: fija su agenda en la mañana con una conferencia de prensa para comunicar directamente a los medios y luego en sus recorridos repite desordenadamente los mensajes; pero los medios tienen la versión central en la conferencia de prensa. Josefina y Peña, en cambio, tienen que ir dejando por aquí y por allá algunas frases de sus propósitos de gobierno, pero no falta algún incidente que desvíe el discurso político y pase el día sin que los dos candidatos establezcan su agenda.

 

JUEVES. Escándalo en las cámaras por un video producido por un organismo social identificado donde actúan niños en las fases de la crisis nacional: de la violencia a los choques políticos. Ayer en las redes se incendiaron las comunicaciones atacando a los políticos y defendiendo a los niños. El propósito central del video se cumplió: los políticos aparecen ajenos a la realidad, las campañas andan vendiendo el país de las maravillas y nadie reconoce la existencia de una crisis y menos presenta ofertas de soluciones.

Enrique Peña fue a Oaxaca y su gira resultó un caos. Pero lo más importante es que se percató con preocupación que el PRI está fracturado y que nadie hace algo para restaurarlo. Dicen en los pasillos del poder priísta que Peña quedó preocupado porque el PRI ha perdido votos.

La encuesta diaria de Milenio sigue registrando la caída de Josefina. El tracking de ayer miércoles, publicado hoy, reveló ya un empate técnico de Josefina con López Obrador, la primera bajando y el segundo subiendo. Pese a los problemas, nada novedoso se ve en el horizonte político del PAN para recuperar lo perdido. A López Obrador no lo ayudan sus alianzas: ayer apareció con Manuel Bartlett Díaz en Puebla y el repudio a gritos contra Bartlett disminuyó el efecto del mitin.

Los datos revelan que ya comenzó la fase de las campañas negativas, de acusaciones mutuas entre los tres partidos; los primeros datos revelan que el electorado está harto de esos comportamientos berrinchudos de partidos y candidatos y de ahí la apatía en la atención a las campañas. Los primero cálculos revelan que al día de hoy se tiene la expectativa de una votación del 50% de la lista de electores.

Los días pasan y las campañas no jalan el interés de los ciudadanos.

 

VIERNES. Cierre desangelado de semana. Los candidatos no motivan a los ciudadanos, se repiten en los discursos y carecen de nuevas ideas. El incidente con el video de los niños se superó con rapidez cuando los candidatos se percataron que entrarle al conflicto hubiera significado tomar posición de problemas de fondo.

Los candidatos se mueven en tres escenarios: los spots, los mítines y las declaraciones de prensa. Los mítines ya dejaron de ser factores de consenso político y se realizan con militantes acarreados de cada partido, lo que quiere decir que no sirven más que para la foto de plazas llenas que de alguna manera motiven al electorado no partidista.

Los spots entraron en el escenario de la campaña negativa. La candidata del PAN parece haber sido convencida de que pueden bajar a Peña Nieto con errores cometidos en el pasado, pero el tracking diario de GEA-ISA en Milenio nada dice de ello. El cuarto de guerra de Josefina quiere repetir el escenario del 2006 cuando el spot de “López Obrador, un peligro para México” le quitó votos al perredista por el miedo. Pero en seis años el electorado ha cambiado lo suficiente como para no dejarse amedrentar.

Al parecer el votante mexicano simplemente no lo motivan con nada: está harto de la crisis y de la incapacidad de los políticos. Los electores no encuentran en los candidatos y sus partidos algún elemento que aportar para hacer despegar al país. Si las cosas siguen así, la tendencia de votos de las encuestas no se moverán. La más obligada a encontrar otros caminos políticos es Josefina y se nota que tiene la voluntad para redinamizar su campaña, pero ni ella ni su equipo sabe cómo.

En este escenario destacan las declaraciones imprudentes de Vicente Fox, El Chachalaco: un día ofende al ejército, otro día dice que Peña Nieto ya ganó y luego regresa a sus simpatías por el PAN. En el campamento panista hay ya una franca irritación contra Fox y amenazan con aplicarle medidas disciplinarias partidistas, pero en el fondo Fox anda en lo suyo: quedar bien con Peña. Sin embargo, con sus declaraciones intempestivas Fox ha metido al PAN y a su candidata en un hoyo porque cuesta políticamente más aclararle las cosas que dejarlo hablar solo.

Fuera de la campaña, el país mantiene un ritmo normal, sin altibajos ni sorpresas. Las noticias espectaculares y sorprendentes no afectan las tendencias electorales ni provocan sobresaltos, lo cual le da una tranquilidad al presidente Calderón y ciertos hilos de poder a la candidata Josefina. Inclusive el tema de la inseguridad como que entró en una situación anticlimática, sin escándalos de muertes numerosas, los capos como que aprovecharon la semana santa para refugiarse en sus guaridas.

Faltan catorce semanas para las elecciones y no hay nada en el escenario que anuncie una sorpresa.

 

www.grupotransición.com

carlosramirezh@hotmail.com

 

- - 0 - -

 

 

Imprimir


  Regresar