--------

Viernes 12 de octubre de 2012

+ Obama 2012: sin hope ni change

+ Y Mitt Romney no es Sarah Palin

 

En la elección presidencial del 2008, Barack Obama tuvo a su favor tres variables: el color de su piel, el llamado al cambio (change) y el discurso de la esperanza (hope). Para las votaciones del 2012 enfrenta una crisis de expectativas que han diluido la ventaja de su origen afroamericano.

Las encuestas a casi cuatro semanas de las elecciones del próximo martes 7 de noviembre dieron una voltereta a favor del republicano Mitt Romney por efecto del fracaso de Obama en el primer debate presidencial. A diferencia de hace cuatro años cuando por las mismas fechas Obama llevaba una cómoda ventaja, hoy existe la posibilidad de que gane Romney, o que pierda Obama.

Hace cuatro años, un indicador del ambiente político fue una parodia demoledora que realizó el popular programa Saturday Night Live de las torpezas de la candidata a vicepresidente Sarah Palin; después del debate, el sábado pasado el mismo programa hizo una parodia demoledora contra Obama, que fue calificada por la prensa como devastadora.

El análisis de las perspectivas electorales en los Estados Unidos debe incluir algunas variables dependientes; por ejemplo, Obama perdió ya su encanto y todo el apoyo de la prensa liberal no le alcanza para descontar sus errores. A ello se agrega el hecho de que Romney está muy lejos de ser John McCain del 2008 y Paul Rayan es mucho más sólido que Sarah Palin. De hecho, la prensa liberal ha perdido efectividad porque sus críticas y señalamientos de errores a Romney no han servido para restarle expectativas al republicano.

Un mes antes de las elecciones del 2008, Obama tenía seguros 250 votos electorales del Colegio Electoral en la votación indirecta --que es la que realmente vale--, contra 189 de McCain. Hoy, a un mes de las elecciones, Obama apenas registra tendencias de 201 votos, contra 181 de Romney. Un dato ha sorprendido a los analistas: Romney tiene ya los votos electorales de Florida que hace cuatro años fueron para Obama y hay un empate en Ohio, lo que revela el desplome del presidente en busca de su reelección.

Obama fue un rock star en el 2008. En su equipo recuerdan con nostalgia el discurso en Berlín donde llegó a juntar más de 500 mil europeos que vieron en su figura el fin del imperialismo norteamericano, pero la primera crisis de expectativas fue su teoría de la “guerra justa” al recibir, paradójicamente, el premio nobel de la paz en 2009.

Las tendencias electorales de las encuestas le habían dado a Obama, en los últimos meses, una ligera ventaja de entre 1 y 3 puntos porcentuales, lo que significó en realidad un empate técnico con Romney. Pero después del debate el pasado viernes 5 de octubre, el tracking diario de las encuestas comenzó a favorecer a Romney por encima de Obama.

La parodia de Saturday Night Live realmente se burló de Obama: el actor que hacía de Obama reprodujo la preocupación de Obama al abrir el debate: el aniversario de boda con su esposa Michelle. El conductor interrumpió al actor-Obama y le preguntó: “presidente, el gobernador Romney acaba de decir que él mató a Osama bin Laden, ¿le importaría responder?” Obama-actor se sorprende, sale de su enamoramiento y dice: “no, ustedes dos sigan”. Para el público estadunidense, esa imagen fue demoledora para Obama. En el 2008 la actriz Tina Fey marcó negativamente la imagen de Sarah Palin parodiando su torpeza y su incapacidad intelectual.

Pero más allá de esos detalles que tienen que ver con la dinámica de la comunicación en la sociedad mediática de los Estados Unidos, el electorado ha mostrado ya su decepción de Obama. Una encuesta de la empresa IBD/TIPP ha realizado su levantamiento con un desglose que muestra datos reveladores:

--La encuesta de ayer 11 de octubre --http://news.investors.com/special-report/508415-ibdtipp-poll.aspx-- dio 45.7% a Obama y 46.9% a Romney, una diferencia de 5 puntos porcentuales.

--Por regiones, Romney va adelante en el Sur y el Oeste y empatado en el Medio Oeste.

--Por edad, Obama aventaja en el segmento 18-44 años, aunque es el más volátil y poco consistente en ir a votar.

--Por género, Obama gana en las mujeres y Romney en los hombres.

--Por ingreso familiar, Romney tiene ventaja en el segmento de clase media y alta con ingresos superiores a 30 mil dólares anuales y Obama en clase baja menor a 30 mil dólares.

--Por partido, son más fieles los republicanos con Romney que los demócratas con Obama.

--En el voto rural, Romney va adelante. Obama aventaja en voto negro e hispano, en tanto que Romney duplica la ventaja a Obama.

--Romney va adelante en voto con educación de secundaria y universidad, Obama sólo gana el voto de posgraduados.

--Obama adelanta en el voto de moderados y liberales y Romney está alto en el de los conservadores.

--Y mientras el 84% de los que votaron por Obama en 20m 2008 van a repetir la dosis, el 94% de los votantes de McCain lo harán por Romney.

El peor pasivo de Obama es la crisis de expectativas que vendió en el 2008. El desempleo, la deuda, los errores y la frivolidad han operado en contra de Obama y lo han colocado ya debajo de Romney.

 

www.grupotransicion.com.mx

carlosramirezh@hotmail.com

@carlosramirezh

 

- - 0 - -

Imprimir


  Regresar