Comienza la era de Joe Biden, jura como presidente de Estados Unidos

0
93

En una ceremonia emotiva, sin presencia de público debido a la pandemia que azota a Estados Unidos, Joseph Robinette Biden Jr., mejor conocido como Joe Biden, juró como presidente de en las escalinatas del Capitolio en Washington D.C., donde se reunieron un grupo de invitados especiales.

Así, Biden se convirtió en el presidente número 46 en la historia de Estados Unidos al juramentar el cargo sobre una gran Biblia familiar, la cual ha tenido en su poder desde 1893.

La Biblia ha sido utilizada en sus siete ceremonias de juramento como senador de Estados Unidos y dos veces para sus juramentos como vicepresidente del presidente Barack Obama.

Biden, de 78 años, juró el cargo ante el presidente de la Corte Suprema, John Roberts, en una ceremonia solemne delante del Capitolio de Estados Unidos.

“Hemos llegado tan lejos, pero todavía tenemos que ir más lejos”, afirmó Biden, quien dijo que queda mucho por “sanar”.

En su discurso, el veterano político afirmó que Estados Unidos enfrenta “el surgimiento del extremismo político, la supremacía blanca, el terrorismo doméstico”, pero afirmó que estas amenazas van a ser derrotadas.

Sin mencionar nombres, pero para muchos, en una referencia a su antecesor, Donald Trump, reconoció que la nación tiene heridas profundas y reales; sin embargo, aseguró que estas no son nuevas, ya que la historia de ese país ha estado marcada por una lucha constante.

Detalló que el racismo ha dividido a la nación por mucho tiempo, pero también que nada es perpetuo y recordó que el carácter de Estados Unidos ha prevalecido a pesar de las múltiples tragedias.

En consecuencia, dijo, es el deber de los estadounidenses, pero sobre todo de los funcionarios electos, “defender la verdad y derrotar las mentiras”.

“La voluntad de la gente ha sido oída y la voluntad de la gente ha prevalecido. Aprendimos nuevamente que la democracia es preciosa y que es frágil. En este momento, ha prevalecido. Este es el día de los Estados Unidos, el día de la democracia. Un día para la historia y para la esperanza, de renovación y voluntad”, expresó.

Biden aseguró que la fe y la razón serán el camino hacia la unidad y llamó a los norteamericanos a no verse como rivales, sino como ciudadanos, “No hay paz si estamos enfurecidos”.

Como se esperaba, el nuevo mandatario llamó a la unidad, “Les prometo que lucharé contra todos esos desacuerdos y seré el presidente de todos… Tenemos que llegar a este momento como los Estados Unidos de América”.

“No vamos a fracasar, así que hoy en este lugar, en este momento, vamos a empezar de nuevo a oírnos unos a otros, vamos a respetarnos”, siguió en su discurso.

Biden llamó a los ciudadanos a unir sus oraciones para que Estados Unidos sea un mejor país y recordó a las víctimas mortales que ha dejado la pandemia de Covid-19 en ese país.

“Le doy mi palabra de que siempre defenderé la constitución, la democracia, Estados Unidos y siempre lo haré a su servicio. Dejemos que la historia nos guíe, nos encamine. Hemos llegado a ese momento en que la democracia no va a morir bajo nuestra responsabilidad”, continuó.

A su vez, dijo que dicha unidad será clave para enfrentar la pandemia. “Estamos entrando en el período más duro y mortífero de la pandemia. Debemos dejar la política de lado y enfrentarla como una nación”, dijo, antes de pedir un momento de silencio para honrar a las más de 400 mil personas que han muerto en Estados Unidos.

Luego hizo un llamado a la acción: “Tenemos mucho que hacer en este peligroso invierno. Mucho que reparar y mucho que sanar, mucho que construir y mucho para ganar”, dijo. Y agregó: “Pocas personas en la historia de nuestra nación han enfrentado más desafíos, o vivieron durante tiempos más difíciles y desafiantes que estos”.

En esa línea también envió un mensaje a “aquellos del otro lado de la frontera”. “Estados Unidos ha sido probado y emergió más fuerte. Repararemos nuestras alianzas. No para enfrentar los desafíos de ayer, sino los de hoy y mañana. Lideraremos no a través del ejemplo de nuestro poder, sino del poder de nuestro ejemplo”, agregó.

Para concluir, Biden realizó un llamado a que las acciones de su administración “muestren a las generaciones venideras que respondimos al llamado de la historia y estuvimos a la altura de las circunstancias”.

Antes de escuchar las primeras palabras de Joe Biden como presidente, los asistentes a la ceremonia de investidura, ofrecieron una oración. Así mismo, la cantante Lady Gaga entonó el himno de Estados Unidos.

Minutos antes, Kamala Harris hizo historia al convertirse en la primera vicepresidenta de Estados Unidos de origen migrante.