Ahora el 2024

0
55

En el entendido de que las elecciones intermedias son fundamentales en la preparación del siguiente relevo en el gobierno, han  aflorado los primeros movimientos rumbo a la próxima sucesión. Una primera lectura es que el grupo dominante resultó fortalecido y, por tanto, no habría problemas para que Plaza de Armas siga pintada de vinotinto en 2024.

Como ya es tradición en la clase política mexicana, a mediados de sexenio el titular del Ejecutivo mueve a sus piezas como preámbulo de su reemplazo. Esto hace entender que, por ejemplo, Jaime Lastra Bastar haya dejado la fiscalía general para ir a la Cámara de Diputados.

Hace una semana, el diputado electo Rafael Elías Sánchez Cabrales reveló que hay consenso entre sus compañeros de partido para que Lastra Bastar sea el siguiente coordinador de la bancada y presidente de la Junta de Coordinación Política.

La nueva Legislatura arranca el 5 de Septiembre, y será conducida por el experimentado político oriundo de Emiliano Zapata, de acuerdo con lo manifestado por Sánchez Cabrales.

La designación del ex secretario de Gobierno se entiende por la necesidad del régimen de mantener la gobernanza en el Legislativo para el cierre de la administración.

La naturaleza del cargo de pastor legislativo y la propia trayectoria de Lastra lo convierten de manera automática en el primer invitado a la sucesión gubernamental en ciernes.

También puede considerarse “precandidata natural” a la alcaldesa electa de Centro, Yolanda Osuna Huerta, aunque es un hecho que la nomenclatura de Morena la eligió para sumarse a un proyecto, no para ubicarla como “alfil”.

Por la tribuna nacional de que dispondrán, también los próximos diputados federales logran lugar en la pasarela, sobre todo Manuel Rodríguez, quien dio muestras de poseer aceptación ciudadana al haberse reelegido y, en especial, por haber sido punta de lanza en la reforma eléctrica del presidente Andrés Manuel López Obrador.

A la senadora Mónica Fernández Balboa debe considerársele en la baraja, aunque ni la magnitud de la principal tribuna del país le ha valido para brillar en la constelación de chocos que miran hacia la Quinta Grijalva.

Por último, y no por eso menos importante, debe señalarse al secretario de Bienestar Social, Javier May Rodríguez, quien es, en  estos momentos, de los tabasqueños que aspiran a suceder a Adán Augusto, es el más cercano al presidente López Obrador.

De ahora en adelante todo girará en torno a la sucesión, pero por la fuerza de Morena la atención estará centrada en los ‘suspirantes’ de la formación de AMLO.

 

PARA SU INFORMACIÓN…

EL SÁBADO PASADO que el jefe del Ejecutivo se reunió con diputados locales y federales electos no se vio en la foto del recuerdo a Antonio Ochoa, de Cunduacán. El dato no tendría mayor relevancia si no fuera porque el susodicho fue coordinador de ‘Sembrando vida’ en ese municipio, y como tal forma parte del equipo de trabajo de Javier May, quien ya camina con la mente puesta en Plaza de Armas. Lorena Méndez Denis, también del establo de May, sí estuvo en la reunión.  

EN UNA ENTREVISTA que concedió el lunes pasado, el mandatario estatal dejó entrever que, ahora que terminen sus funciones, los alcaldes de Centro y Cárdenas, Evaristo Hernández Cruz y Armando Beltrán Tenorio, podrían ser incluidos en el gabinete. López Hernández refirió que todos los días evalúa el desempeño de sus colaboradores y señaló que en su momento se harán los cambios que se requieren.

@RodulfoReyes