¿Qué tan a todo dar estamos?

0
80

A ver a ver. Estamos a todo dar como dice Bartlett o será que no nos puede ir peor.

Son diferentes figuras retóricas del pensamiento ante una misma realidad. Elija usted.

Vamos por partes. Al finalizar el décimo mensaje presidencial a propósito de los tres años de la gestión del actual gobierno, la mitad del sexenio, los reporteros le pidieron al ex gobernador de Puebla que hiciera un ejercicio autocrítico para decir cómo vamos y la respuesta mostró un dejo de ironía: “en un amplio sentido autocrítico, estamos a todo dar”.

Repasamos las noticias del día, como el estudio que presentó la organización Acción Ciudadana Frente a la Pobreza, tome nota: solo 9 millones de personas en México tienen un trabajo formal, 35 millones no tienen Seguro Social ni ingreso suficiente y más de 24 millones está desempleado.

Leemos en El Universal: Pronostican récord de 67 millones de pobres.

Si agregamos el dato de la inflación, o el de la deprimida inversión pública y privada, no faltará quien nos tache de tremendistas.

Pero si tomamos el dato de las remesas que envían nuestros paisanos al país, mismas que registraron un máximo histórico durante mayo al totalizar 4 mil 514 millones de dólares, lo primero que se nos ocurre es felicitar al presidente Biden por lo bien que están haciendo las cosas en materia laboral, que beneficia a nuestros paisanos, sus familias y a su país de origen. ¿A poco no?

 

Hay que checar la fuente

Lo dicho, parece que la burbuja de asesores totalmente palacio se esmeran en hacer quedar mal a su jefe.

Coincidimos en que es un despropósito que el gobierno pretenda erigirse como la entidad suprema poseedora de la verdad absoluta, pero en el pecado llevan la penitencia.

La oscura sección estrenada en la mañanera para descalificar a medios de comunicación y periodistas, se convirtió en el espacio de los gazapos.

Su principal problema es que no checan la fuente.

La empresa Forbes México difundió una carta dirigida a Comunicación Social de Presidencia de la República y a la Opinión pública, en la que hizo referencia a una nota informativa publicada en el portal electrónico de forbes.com.mx titulada “Gobierno mexicano espía a periodistas y activistas, revela investigación”.

La nota causó mucho escozor y lo hicieron evidente en el espacio de la mañanera, y qué cree, la nota se publicó, pero en junio 19 de 2017, en el sexenio pasado. De no creerse, se pusieron el saco.

Una máxima del periodismo es que hay que checar la fuente, especialmente si se trata de una mentada, porque puede ser una volada.

 

Gatellianos golpistas

Es imposible de digerirlo.

En qué mundo de la fantasía y la imaginación vivirá ese señor López Gatell como para acusar a los niños con cáncer y a sus atribulados papás de formar parte de una conspiración para dar golpe de Estado. Nada más absurdo.

El periodista Jorge Fernández Menéndez explica en su reciente columna que el golpe de Estado generalmente lo propinan fuerzas militares para derrocar a un gobierno legítimamente constituido.

Cada vez que el tema del eventual golpe de Estado se desliza en la burbuja del poder, a los primeros que miran con recelo es a los militares. ¿Ton´s?

La verdad es que el Ejército en México lo tiene todo y más.

El tema es otro con los militares. Nunca como ahora el militarismo en México ocupa esferas y espacios civiles, preocupan las consecuencias (Ramón Cossío Gatopardo 19-01-21).  Y por lo que se ve, en este sexenio los militares no van a regresar a sus cuarteles.

Los dichos gatellianos son una tremenda cortina de humo para ocultar un hecho, que siguen sin llegar los medicamentos oncológicos para los niños y los pacientes con cáncer.

Por cierto, por qué guarda silencio la CNDH.

 

Columnómetro de Aquiles Baeza

1.- Contra la costumbre política en México de un magno informe de gobierno por año, nos han recetado 10 mensajes presidenciales a lo largo de estos últimos tres años, la mitad de sexenio, y todavía nos faltan otros 10.

2.- Haciendo cuentas, en dos meses se acaba la legislatura totalmente palacio y entramos a una segunda parte del sexenio en el que no se ve cómo podrán impulsar las reformas constitucionales que quiere #YaSabenQuién.

3.- Ya notó que todos los días se publican cartas en las redes sociales de ciudadanos que participaron como funcionarios de casilla en los comicios de 6 de junio, en las que renuncian a los nombramientos para participar en la consulta del 1 de agosto. Sintomático, ¿qué no?

4.- Y entonces cómo para cuándo la tercera versión del programa de infraestructura gobierno-IP?

5.- Que Batres va de secretario de Gobierno de la CDMX, eso dicen. Eso ya parece una clásica bufalada para el 2024.

6.- La jefa de Gobierno de la CDMX comentó que la ex directora del Metro, “asesorará” por fuera al sistema de transporte y que no la despidieron, renunció. Se fue, pero no se fue.

7.- Cuestión de matices

En su cuenta de Twitter el arqueólogo Leonardo López Luján @LeoLopezLujan escribió: ¡Una buena noticia! Sería un paso firme para detener el tráfico ilícito de nuestro patrimonio y suspender las continuas subastas en París de nuestro legado arqueológico. Esperamos que no se soliciten “préstamos”, sino repatriaciones definitivas por parte del gobierno de Macron. Y tiene razón.

Esto, a propósito de la firma de un convenio de colaboración entre el canciller Marcelo Ebrard y el ministro francés Jean-Yves Le Drian para impedir el tráfico de bienes que forman parte del patrimonio cultural e histórico de México.

@Chucho_Sanchez