AMLO niega someterse a chantajes y acusa que detrás de su retención hay grupos de interés

0
71
  • López Obrador aseguró que no aceptará ningún chantaje de las Secciones 7 y 40 de la CNTE, que bloquearon su transporte por casi dos horas.
  • Tengo mi conciencia tranquila y por dignidad de la investidura presidencial no puedo someterme a chantajes, dijo.

Por primera ocasión, el presidente Andrés Manuel López Obrador no encabezó la reunión del Gabinete de Seguridad, además de ausentarse a la conferencia matutina que se llevó a cabo en Chiapas.

Mediante un videomensaje, AMLO aseguró que no aceptará ningún chantaje de las Secciones 7 y 40 de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE) que  le impiden ingresar a la Séptima Región Militar.

“Tenemos una situación ‘especial’, estaba a punto de llegar al Cuartel General… pero a la entrada al cuartel, un grupo de maestros de la CNTE de Chiapas nos impidieron la entrada bajo la condición de que teníamos que atenderlos de inmediato y resolverle sus demandas. Esto no lo puedo permitir, no puede el presiente ser rehén de nadie”, aseguró el mandatario.

Recordó que con el magisterio disidente se ha reunido en 8 o 10 ocasiones, pero el caso de Chiapas y Michoacán hay intereses creados en la dirigencias, que no tiene que ver con las bases del magisterio.

“Esto no lo puedo permitir porque no puede el presidente ser rehén de nadie (…) Yo no puedo someterme a ningún grupo de interés creado”, declaró.

“Es como una protesta de mi parte, para que estos grupos no abusen porque esto que están haciendo es legal, pero indebido, no somos iguales a los gobiernos corruptos”, añadió.

“Me gustaría que las bases de los maestros de Chiapas analizaran lo que están haciendo y si merezco que se me dé este trato, declaró el presidente López Obrador, quien refirió que ayudó a cancelar ‘la mal llamada Reforma Educativa’”, siguió.

López Obrador refirió que el bloqueo “es parte de la Transformación” y agregó que ofrecieron diálogo, pero los maestros querían que ahí mismo se les resolvieran sus peticiones.

“Tengo mi conciencia tranquila y por dignidad de la investidura presidencial no puedo someterme a chantajes”, expresó.

“Si no nos dejan pasar, aquí me quedo el tiempo que sea necesario”, dijo y le pidió a la gente que no se impacientara ni se preocupara de nada.