Morena: Un conciliador para gobernador de Tabasco

0
271

Tres veces abanderado a la gubernatura de Tabasco por el movimiento lopezobradorista, Raúl Ojeda Zubieta ha dicho que sí quiere ser candidato de Morena en 2024, lo que contrarresta la ventaja de Javier May Rodríguez, director de Fonatur, cuyos seguidores lo presentan ya como el candidato del presidente Andrés Manuel López Obrador. Además, le da balance a la carrera presidencial en la tierra del de Macuspana: Ojeda ha manifestado sus simpatías por el secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, mientras May está en campaña por la jefa de Gobierno de la Ciudad de México, Claudia Sheinbaum Pardo.

Este lunes, en entrevista en con el noticiero de radio TelereportajeOjeda bromeó con la frase Un conciliador será gobernador, la cual se contrapone con el lema Un fundador será gobernador, que abandera el también responsable de la construcción del Tren Maya, quien es una de las cabezas de la corriente de Los fundadores o duros en pugna con los neomorenistas, como se les desestima al grupo de expriístas que colabora con el conductor de la política interna del país.

Hasta antes de que Ojeda se abriera, solo se tomaba en serio a May y, más recientemente, a Octavio Romero Oropeza, director de Pemex; por el grupo de Adán Augusto solo ha dicho que aspira su hermana Rosalinda López Hernández, titular de Auditoría del SAT, quien –de pronto– dejó de tener presencia en el estado, aunque su participación ha sido exclusivamente a través de sus redes sociales.

Paréntesis: hay otro puñado de cuadros morenistas igualmente en campaña por la Quinta Grijalva pero pasan desapercibidos.

Aunque Ojeda no camina con López Obrador desde 1988 que este dimitió al PRI, su participación en el movimiento es histórico porque en 2000 que aceptó ser primero candidato al Senado y meses después a la gubernatura, dio el salto en una época en que ningún integrante del régimen tricolor quería probar suerte en la oposición.

Para las elecciones de ese año, la percepción negativa en contra del PRD lopezobradorista era que se trataba de un partido violento, que tomaba edificios públicos, bloqueaba plazas y cerraba carreteras; la nominación de un empresario hecho en el PRI le dio confianza a los tabasqueños.

Por eso en 2000 el movimiento de AMLO estuvo a unos siete mil votos –poco más de un punto porcentual– de ganar el gobierno de Tabasco, lo que representó un cuantioso crecimiento respecto a las elecciones anteriores, las de 1994, en las que el priísta Roberto Madrazo Pintado aventajó por unos 100 mil votos a López Obrador, superándolo en una proporción de dos a uno.

Fue hasta 12 años después del ingreso de Ojeda que el movimiento izquierdista se hizo del gobierno estatal con el expriísta Arturo Núñez Jiménez, quien, de acuerdo a algunas versiones, en 2000 no aceptó la postulación por el partido de AMLO, ya que en Tabasco aún había resistencias para aceptar a la oposición.

Pese a que Ojeda no había dicho con todas sus letras que sí pretende ser candidato a la gubernatura en 2024, su nombre aparece en las encuestas como uno de los punteros en la sucesión local, e incluso se les acerca a May y a Octavio, a quienes los tabasqueños ubican ya como los únicos interesados en la nominación.

Ayer que alzó la manoOjeda consideró que fue una “falta de respeto” para el Presidente que el domingo 21 de agosto, después del consejo estatal de Morena para elegir a la nueva directiva estatal, los seguidores de May hayan sacado mantas y cartulinas para manifestar su respaldo a Claudia Sheinbaum como una manera de pegarle al secretario de Gobernación.

El exsenador también calificó como “una falta de respeto” que hace unos días José Ramiro López Obrador haya dicho que a Tabasco “no ha llegado la (Cuarta) transformación”.  

Aseguró que con esta postura no solo se golpea al secretario de Gobernación, sino también al presidente López Obrador.

El conductor de Telereportaje comentó durante la entrevista que José Ramiro “sí quería” aceptar la presidencia del consejo político, “pero no lo dejaron”.

De igual manera reveló que varios presidentes municipales se están quejando de que los están presionando para que se sumen a la candidatura presidencial de Sheinbaum.

@RodulfoReyes