Ausente de Tabasco, Adán López sigue activo

0
189

A pesar de que su grupo tiene el control de los tres poderes, de la directiva formal de Morena y de al menos dos terceras partes de los 17 ayuntamientos de Tabasco, Adán Augusto López Hernández no ha emitido ningún mensaje público a sus partidarios que ya lo daban como sucesor del presidente Andrés Manuel López Obrador. La última vez que estuvo en la entidad fue el 23 de agosto pasado, cuando se socializó la imagen del brutal codazo que le tira a su correligionaria la diputada Karla Rabelo.

Después de que el viernes 6 de septiembre se dio a conocer que Claudia Sheinbaum Pardo había ganado la encuesta para ser coordinadora nacional de la defensa de la transformación, lo que le da en automático la candidatura presidencial, el exsecretario de Gobernación se ausentó por completo de su terruño.

Su reaparición, tras participar en el proceso en el que quedó en cuarto lugar –de seis participantes–, se dio mediante una fotografía publicada el sábado 21 de octubre en el diario Rumbo Nuevo, que abiertamente se la jugó con él y atacaba a la ex jefa de Gobierno de la Ciudad de México.

En la foto en primera plana bajo el título Amigos entrañables de siempre con un gran amor por Tabasco, aparecen flanqueando a Adán López los titulares de los poderes Ejecutivo, Carlos Manuel Merino Campos; Judicial, Enrique Priego Oropeza; Legislativo, Jaime Lastra Escobar, así como el diputado Emilio Martínez de Escobar y los secretarios de Finanzas, Luis Romeo Gurría, y de Administración, Carlos Enrique Iñiguez Rosique.

Algunas fuentes aseguran que la reunión se habría dado en un restaurante de la Ciudad de México.

Después de su triunfo, Sheinbaum había pospuesto por lo menos en una ocasión su gira de agradecimiento por Tabasco, entidad en la que arrasó, debido a que la ex corcholata local estaba fuera del país; fue hasta el 15 de octubre que vino a suelo tabasqueño y estaba confirmada la asistencia de aquel, quien canceló de última hora.

Aún ausente de Villahermosa, su grupo participa en el proceso interno para las elecciones de 2024, de tal manera que logró meter en la encuesta por la alcaldía de Centro al secretario de Administración, Carlos Iñiguez, a quien se le considera su hombre fuerte en el tema financiero.

En lo que hace al sondeo para la gubernatura, se da por hecho que el próximo viernes será nombrado coordinador de la defensa de la transformación Javier May Rodríguez, pues no prosperó la operación de Adán López para que en la tierra del Presidente el INE le ordenara su partido que para cumplir con la paridad de género nominara a una mujer como candidata.

Para el Senado, según fuentes partidistas, se está manejando el nombre de José Ramiro López Obrador, el hermano del mandatario mexicano que desde mediados del año pasado empezó a atacar a Adán López con el argumento de que no podía ser candidato presidencial porque no había podido gobernar Tabasco.

Desde un principio, José Ramiro se manifestó a favor de Sheinbaum y de May como la fórmula para que la cuarta transformación “llegara” a la entidad que de 2019 a 2021 gobernó Adán López.

Pero como compañera de fórmula de López Obrador se menciona a la diputada Karla Rabelo, del establo del supuesto coordinador político del equipo de Sheinbaum.

Aun con la foto donde aparece rodeado del mandatario interino, de los responsables de administrar el presupuesto de la Gubernatura y de los titulares de los poderes Legislativo y Judicial, en un claro mensaje de que él sigue mandando en Tabasco, su grupo se ha ido desquebrajando.

Hasta quien fue la coordinara del Congreso en la Legislatura de los tres años que estuvo al frente de la Quinta GrijalvaBeatriz Milland, ya se sumó a la cargada con Javier May; darle la espalda a Adán López dio como resultado ser incluida en la encuesta por la alcaldía de Paraíso.

Los pocos seguidores que le quedan –que en su mayoría son los que tienen los mejores cargos públicos de Tabasco– confían en que el ex secretario de Gobernación seguirá siendo factor de poder en el estado, ya que cuando arranque formalmente la campaña presidencial, será nombrado dirigente nacional de Morena en sustitución de Mario Delgado.

“Además irá a la Cámara (no se sabe si de diputados o senadores) y será uno de los brazos de la presidenta (Claudia Sheinbaum), pues nadie sabe operar políticamente como él y se va a requerir de sus oficios en el próximo gobierno”, aseguro uno de los suyos.

Por lo pronto, se espera que en breve sea cambiada la presidenta de Morena, Tey Mollinedo, ex priísta del grupo de Adán López, quien avaló el despido de más de 200 trabajadores del gobierno, del Congreso y de los ayuntamientos por manifestarse a favor de Sheinbaum, en agosto del año pasado.