Cunduacán: ¿Ganó el PRI?

0
327

El hecho político más sobresaliente de las elecciones del 6 de junio en Tabasco fue el triunfo en una alcaldía de un “candidato independiente”. Sin embargo, se trata de un caso en el que se le dio “gato por liebre” al electorado: el trasfondo fue una estrategia de la llamada clase política municipal en contra de un ayuntamiento de Morena.

Para entender esto el ejemplo sería que si en pasadas elecciones los expriístas Jesús Alí de la Torre u Oscar Cantón Zetina hubieran ganado disfrazados de abanderados “sin partido”, cualquiera de ellos sería todo, menos “independientes”.

Cuando Alí y Cantón se “vistieron” de “independientes”, en realidad estaban mostrando la faceta que los retrata como políticos ávidos de poder en busca de un cargo a cualquier costo.

Sirva el preámbulo para entender por qué Abraham Cano González logró la alcaldía de Cunduacán sin llevar el respaldo de ningún instituto político.

De acuerdo con testimonios recabados por De Primera Mano, este personaje es producto de una alianza entre expresidentes municipales y actores políticos del PRI que buscan cobrarle afrentas a la alcaldesa Nydia Naranjo Cobián, quien se enfermó de poder y usó la fuerza del ayuntamiento para vengarse de la nomenclatura priísta.

Aquí algunos datos sueltos para entender que Cano no es “independiente”:

1)  Dos semanas antes de los comicios, la candidata del PRI a la alcaldía de Cunduacán, Yoya Piñera Tosca, recibió la visita en su domicilio del exalcalde priísta Francisco Sánchez Soberano, quien le pidió renunciar para sumarse al “independiente”.

2) A mediados de 2019, Jesús Alí, en su carácter de coordinador de enlace federal y vinculación institucional del gobierno de Adán Augusto López Hernández, realizó una visita de trabajo a la Atenas de Tabasco, y le pidió a Naranjo Cobián ayuda para que Cano “caminara” en busca de una diputación en 2021.

Tiempo después, por conducto de su auxiliar Manuel Vargas, Alí canceló la maniobra arguyendo que Cano lo había traicionado para irse al equipo de Mario Llergo Latournerie.

3) Tras las votaciones de hace cinco semanas, los encargados jurídicos y administrativos de los candidatos a alcaldes y diputados de Morena se reunieron en Villahermosa, convocados por una persona de todas las confianzas del primer morenista del estado, que los instruyó sobre cómo deberían sortear los obstáculos de las autoridades para cuadrar sus gastos de campaña.

En plena reunión, la persona a cargo pidió la atención de todos para señalar que entre los ahí presentes había un “traidor”, pues alguien había reconocido a Félix Naranjo, quien el 6 de junio había fungido como representante jurídico del “candidato independiente” en el distrito 07 de Cunduacán.

Naranjo participaba en la reunión en calidad de representante jurídico de Jorge Bracamontes.

4) De acuerdo con un documento elaborado por Morena, a Cano lo subvencionaron exalcaldes y exdirigentes municipales del tricolor como Gabriel Montejo López, Fernando Ruiz Hernández, Adolfo Pulido Santiago, Francisco Sánchez Soberano, Tiofilo Ovando (perredista), Rene Hernández Morales, José de la Luz Pérez (exregidor) y Luis González.

Asimismo, los exdiputados Adolfo Díaz Orueta y David Díaz Aguirre, exdirigente de la sección 20 del SNTE.

También el empresario priísta Carlos Juárez Torres, así como el líder de los burócratas del ayuntamiento, Wilbert Alberto Guzmán.

En el mismo documento se establece que hasta 2019 el padrino de Cano fue Alí, y que tras romper con este fue cobijado por Llergo y Bracamontes.

@RodulfoReyes