2021: La capital, epicentro

0
217

El registro de Manuel Andrade Diaz como candidato del PRD a la alcaldía de Centro, ha aumentado el interés por el proceso electoral del próximo 6 de junio, sobre todo en el municipio de la capital.

La tarea del exgobernador priísta debe ser titánica: aunque en 2018 se ubicó como la segunda fuerza política del estado, la pésima administración de Arturo Núñez Jiménez tiene hundido en el descrédito al sol azteca.

De acuerdo con encuestas conocidas por este reportero, de cara al proceso local es el PRI el partido opositor mejor ubicado en la intención del voto.

El tricolor logra 11 por ciento de las preferencias contra el 2 por ciento del negriamarillo.

Por eso Andrade enfrenta un reto mayúsculo si quiere hacer un papel acorde a su trayectoria, que no ha sido mala.

Por lo pronto ya pasó a la historia por ser el primer exmandatario tabasqueño en disputar la presidencia municipal del estado que gobernó.

Se suponía que sería el priísta Andrés Granier Melo quien rompería esa marca, pero su presunta nominación se ha pospuesto para el 7 de marzo venidero.

Por cierto, en dos ocasiones el Revolucionario Institucional ha aplazado el registro del químico.

Sus allegados aseguran que el PRI está tensando la liga para obligar a Morena a «abrir sus cartas», de tal suerte que «destape» a Yolanda Osuna Huerta o a Jesús Alí de la Torre.

La versión causa risa porque la candidatura de la exsecretaria de Cultura está más vista que el fracaso gubernamental en el combate a la pandemia.

Solo un partidario de Alí puede creer que este pueda ser abanderado a la alcaldía villahermosina: en sus últimas dos elecciones ha sido rechazado por sus paisanos.

En realidad, que en dos ocasiones se haya suspendido el «destape» de Granier, es un indicio de que el exmandatario no está seguro de correr la aventura.

Acaso en esa indecisión pese el hecho de que aún tiene un asunto pendiente con la Fiscalía General de la República (FGR).

En un principio, como se comentó en su momento en este espacio, Granier había puesto como condición para aceptar la nominación que el PRI fuera en alianza con el PRD y el PAN.
Rota esa posibilidad, ahora tendrá que lidiar también con el escenario de pulverización del voto opositor que va a causar  Andrade.

En estricto apego a la historia, Andrade hizo (y por mucho) un mejor gobierno que Granier.

Así que Andrade puede llevarse algo de los votos priístas.

Esto es, además de enfrentar a Yolanda Osuna por Morena, de igual manera el químico deberá salir a disputar con Andrade los sufragios del tricolor, y también a defenderse de la condena histórica de haber encabezado el peor gobierno priísta que haya habido en Tabasco.

PARA SU INFORMACIÓN…
EL CONGRESO DE Tabasco eligió a Nicolás Ovando Bautista como titular de la Fiscalía General del estado, que estaba vacante a la renuncia de Jaime Lastra Bastar, precandidato a diputado local por Morena. Además de su experiencia en el sistema de justicia, Ovando tenía a su favor haber sido parte del equipo que arrancó con el nuevo gobierno morenista de Adán Augusto López Hernández, por lo que se esperaba su confirmación como primero en el mando en esa institución. Por lo pronto el nuevo fiscal colaboró en la modernización de la FGE.

@RodulfoReyes