Como si como no

0
61

Este gobierno es sin sentidos y muy difícil de entender. La conducta, pronunciamientos y promesas de campaña son diametralmente opuestos a ahora que se gobierna.

La plataforma electoral de “primero los pobres” ha servido nada más para posicionamiento personal de amlo, por lo demás el número de pobres desde su jefatura de gobierno en el D.F. se han multiplicado y les canceló el Seguro Popular, las Guarderías y no ha podido contener el incremento en combustibles. Prometió acabar con la corrupción y vemos que hasta entre sus allegados y familiares la danza de billetes (aportaciones) se ha documentado sin que se presenten sensaciones.

Prometió justicia y protege a los responsables del colapso de la Línea 12 del Metro y a los miembros de su gabinete bajo sospecha de delitos e irregularidades. Canceló el aeropuerto de Texcoco acusando desvíos y descalificaciones y nada ha ocurrido ni una sola detención. Prometió crecimiento económico y vamos para atrás. Dijo reiteradamente que no usaría a las fuerzas de seguridad para represión y ya vemos la serie de violaciones a derechos humanos por parte de la Guardia Nacional a los migrantes haitianos.

Aseguró impartir justicia y libera sin consecuencia alguna a un criminal como Ovidio y promueve preliberación de reos. Afirmó que las estrategias en el combate a la violencia del pasado eran anacrónicas y obsoletas y contundente, sino que desde el primer día de su gobierno acabaría con los homicidios, ha sido lo contrario.

Sarcásticamente se negó a usar el cubrebocas y se mofó diciendo que la pandemia estaba “donada” y vamos por los 300 mil muertos en cifras oficiales. Habló de acabar con los privilegios en Pemex y lo mismo protege a Romero Deschamps que a Emilio Lozoya. Y ahora lo nuevo, los personajes que calificó como “corruptos” como Quirino Ordaz son invitados a participar en su gobierno.

Primero atacó cotidianamente a los conservadores, fifis, neoliberales y a la mafia en el poder y pretende sumarlos a la 4aT. No sé qué pensarán los amlovers, pero ahora su mesías exonera, perdona y revalora a los prianistas, como los ha denominado. Nada trata sobre las tragedias en varios estados del país por el impacto de huracanes y sismos, pero dedica más de 40 minutos en acusar a Ricardo Anaya. Mantiene en prisión a Rosario Robles, pero permite la “fuga” de legisladores morenistas señalados de abuso sexual. Como que si, como que no. Un día una promesa, otro se desmiente, se contradice solito.

Apoya incondicionalmente a Trump, pero hoy coquetea con Biden, pero lo desafía invitando al presidente de Cuba a las ceremonias de independencia de México. Crece el comercio y distribución de drogas, pero demanda a empresarios estadounidenses por el asunto de las armas.

Pide disculpas a España y El Vaticano por la conquista, pero nada dice de Estados Unidos y Francia. En fin, un gobierno tambaleante que ha desacreditado hasta a los mismos amlovers que ya no saben cómo defenderlo.

Conductor del programa VaEnSerio MexiquenseTV canal 34.2