Gobernadores (as) no deben encampanarse con la política nacional… ¿y…quién le mueve el tapete a Salomón Jara?

0
276

El Secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, acudió al informe de los primeros 100 días de gobierno del oaxaqueño Salomón Jara Cruz, y en su mensaje, tras elogiar el trabajo del morenista de origen indígena, le aconsejó: “Nada más no (te) vayas a encampanar con la política nacional”. 

Quien sabe si lo dijo en alusión al cargo de presidente de la Confederación Nacional de Gobernadores (Conago) que recientemente asumió Salomón Jara o previendo que en algún momento se aceleren las aspiraciones de éste com miras a escenarios nacionales: Una Secretaría en el gabinete federal en la próxima administración, la dirigencia nacional de Morena o la candidatura para la sucesión presidencial posterior a la del 2024.

Como haya sido, es buen consejo. Es más, Adán Augusto debería dar el mismo consejo a todos los gobernadores y todas las gobernadoras que emanaron de Morena, porque luego pueden suceder situaciones como en la Ciudad de México: Descuidos, omisiones, dilaciones, porque la jefa de gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo, anda en pre-pre-precampaña rumbo a la elección presidencial 2024.

Casi todos los fines de semana viaja a alguna otra entidad federativa; acaba de estar en Baja California según que como parte de la estrategia de la Ciudad de México de efectuar trabajos de coordinación con diferentes estados, la cual consiste en apoyar en simplificación y digitalización de trámites hasta en infraestructura orientada a la movilidad.

Sí, está bien, que apoye, pero para ello no es necesaria la presencia de Claudia. Y al asistir evidencia claramente su abierto proselitismo.Después ¿la militancia morenista, empezando por ella misma, con qué cara reclamará a la oposición actos anticipados y quizá hasta uso de recursos públicos con fines electorales?

En fin, retomando el tema: Ciertamente, el gobernador Salomón Jara está comprometido moralmente a trabajar todos los días en y por Oaxaca, sin encampanarse con la política nacional en ningún momento; máxime cuando prometió “un gobierno de territorio, no de escritorio”. 

Ya bastante tiempo le ha de quitar cumplir con las funciones como presidente de la Conago, ¡y prácticamente en la víspera el inicio del proceso electoral concurrente 2023-2024!, del cual debe entregar buenas cuentas: Mínimo un millón de votos para la elección presidencial, ‘carro completo’ en escaños y curules federales y el congreso local completito para él, además de los principales municipios oaxaqueños.

Claro, democráticamente no es lo ideal, pues siempre son necesarios los equilibrios. Pero la hipótesis se refiere a las metas morenistas.

Además si Salomón Jara descuida el territorio estatal y el despacho del Ejecutivo, cuando menos se lo espere encontrará otro 2006, fraguando y armado por sus adversarios externos y hasta internos. En su ejercicio de gobierno y control de Morena en la entidad, ha tocado intereses, lo cual seguramente disgusta a las personas afectadas.

Este fin de semana normalistas se dieron vuelo en su manifestación hasta con quema de llantas alrededor del Palacio de Gobierno como en el 2006, según en exigencia de liberar a uno de sus compañeros que había sido detenido en el contexto de más de una semana de acciones violentas para presionar a cumplir demandas, una de las cuales tiene que ver con plazas que son competencia federal no estatal.

Es cuando la ciudadanía oaxaqueña pregunta: ¿Dónde está el presidente Andrés Manuel López Obrador? ¿Dónde está Adán Augusto no como “corcholata”, sino como Secretario de Gobernación para tomar en sus manos el conflicto de los normalistas?, cuyos derechos se respetan, pero que éstos también deben respetar los derechos de terceros. Libre tránsito, trabajo, seguridad, paz.

En Oaxaca han sido muchos los años de bloqueos, marchas, manifestaciones violentas, daño a la economía. ¿ Será que el gobierno federal evita calmarlos porque representan votos?

Mmm…aunque en un comunicado del Instituto Estatal de Educación Pública se dejó entrever lo siguiente:

“El IEEPO hace un llamado a las y los estudiantes y egresados normalistas a encauzar sus planteamientos por la vía pacífica, legal y del entendimiento, sin dejarse manipular por intereses ajenos a sus causas. El diálogo y la confianza siempre serán la mejor vía para construir y lograr acuerdos, puesto que es incongruente exigir la aplicación de la ley con hechos violentos.” 

¿Qué intereses? ¿De quiénes? ¿Tendrán que ver con las investigaciones que realiza el gobierno de Salomón Jara respecto a la administración anterior? ¿Quizá hasta con la detención del ahora ex Director de Catastro por presuntos delitos relacionados con el llamado “Cartel del Despojo”?

O eso de “intereses ajenos” ¿es pretexto ante la ineficacia del director del IEEPO, Emilio Montero Pérez?

En fin, retomando el tema: Salomón Jara tendrá tiempo de sobra para hacer política nacional cuando termine su sexenio como Gobernador de Oaxaca, donde hasta el momento su acción más reconocida por la sociedad oaxaqueña es haber rescatado el Palacio de Gobierno de manifestantes y ambulantes, así como el zócalo de la capital local.

Por cierto, frente a la fachada del Palacio, con las puertas abiertas de par en par, rindió su informe de los primeros 100 días. Fue emblemático realizarlo en este lugar, sobre todo porque el pórtico del histórico inmueble, símbolo del poder, había estado ocupado por manifestantes y ambulantes por alrededor de 20 años.

LOS SECRETARIOS TAMPOCO DEBEN ENCAMPANARSE  

Así como los gobernadores y gobernadoras de las entidades no deberían encampanarse con la política nacional, los secretarios del gabinete federal tampoco deberían encampanarse con la política-electoral para la sucesión presidencial 2024.

Les quita tiempo, se distraen de sus funciones como integrantes del despacho del Ejecutivo federal, desatienden la problemática en la esfera de su competencia.

Lo ideal sería separarse del cargo para dedicarse de lleno a buscar la candidatura presidencial de Morena, sin esperar los tiempos señalados en la normatividad.

Correo: [email protected]