Día de Muertas #NiUnaMás #NiUnaMenos

0
161

Día de muertas representa la magnitud de los altos índices de feminicidios en México, esta iniciativa es una propuesta para recordar a todas las víctimas de violencia feminicida, un día para llamar la atención en todos los niveles hasta lograr justicia, atención, reparación y homologar del delito de feminicidio. Reconocer el día 3 de noviembre como día de muertas significa visibilizar la violencia machista, porque diario asesinan a 11 mujeres por violencia de género en el país.

Los días de muertos, representan también el día de muertas, las organizaciones feministas, reconocemos a los familiares de las mujeres víctimas de feminicidios, y hacemos un llamado para emprender una campaña de visibilización de la problemática de la violencia feminicida en México, las mujeres asesinadas por violencia de género también tienen que ser reconocidas y enlistadas en estos días de muertos. Día de muertas es un recordatorio de la existencia de los feminicidios.

De acuerdo a ONU Mujeres, cada 24 horas 11 mujeres son asesinadas por el delito de Feminicidio. Datos del INEGI 2019, nos indica que México ocupa el primer lugar de América Latina en Feminicidios, lo que concluye que el estado no garantiza el debido proceso y el feminicidio es un problema de impunidad  violencia machista.

El feminicidio significa “la muerte violenta de mujeres por razones de género» y es la forma más extrema de violencia contra la mujer y una de las manifestaciones más graves de discriminación, en México 2,240 mujeres fueron asesinadas por violencia de género en los primeros 7 meses de 2020.

Marcela Lagarde y de los Ríos, creadora del concepto de feminicidio, sostiene que este concepto se debe abordar desde la teoría feminista, el feminicidio comprende el conjunto de delitos de lesa humanidad que reúnen crímenes, secuestros, desapariciones de mujeres y niñas ante un colapso institucional, por lo que se da una fractura en el estado de derecho que favorece una impunidad ante estos delitos, lo que confirma la responsabilidad del Estado.

De acuerdo al Código Penal Federal el feminicidio se encuentra tipificado en el artículo 325 “Comete el delito de feminicidio quien prive de la vida a una mujer por razones de género”, se considera que existen razones de género cuando hay muerte violenta con lesiones infamantes o degradantes, violencia sexual, y el cuerpo de la mujer sea exhibido en un lugar público, este delito está relacionado siempre con violencia familiar, laborar, escolar, acoso, amenazas, privación de la libertad y violación.

En la Agenda de Género, está pendiente la aprobación de la Reforma para homologar el delito de feminicidio a nivel nacional, urge homologar en los estados el delito de feminicidio, no es suficiente la reforma al Código Penal Federal para aumentar la pena por el delito de feminicidio de 60 a 65 años de cárcel, #NiUnaMás #NiUnaMenos.

La propuesta de iniciativa de ley para homologar el tipo penal de feminicidio en los estados, busca establecer criterios comunes y condenar con penas de 40 a 60 años de cárcel, es necesario que este delito se investigue, sancione, persiga y se repare de la misma forma en todo el país, es incongruente que en cada estado existan penas diversas.

La ruta de la agenda feminista, es impulsar la Iniciativa de Reforma de homologación del tipo penal de feminicidio en el país, el sistema penal tiene que actualizarse con herramientas para la investigación y actuación en los casos de feminicidios para la procuración de justicia y analizar este delito con perspectiva de género, las mujeres exigimos #NiUnaMás #NiUnaMenos.

El criterio jurídico homologado para el delito de feminicidio, es indispensable juzgar con perspectiva de género esta conducta penal, porque en muchos estados los catalogan como homicidios y no como feminicidios, haciendo uso de la impunidad y la corrupción que existe en el sistema judicial. Las fiscalías en los estados están obligados a constatar la razón de género en estos delitos, y cambiar el delito de homicidio de mujer por el termino feminicidio.

En el poder judicial existe una máxima impunidad contra las mujeres, el feminicidio es investigado como homicidio, los juzgadores tienen que utilizar el protocolo de juzgar con perspectiva de la SCJN y el Modelo de protocolo latinoamericano de investigación de las mujeres violentas de mujeres por razones de género.

Existe un alto grado de impunidad del delito de feminicidio en México, de acuerdo al SESNSP en los últimos 5 años el feminicidio creció 137.5%, y solo se investiga y se dicta sentencia a 3 de cada 100 feminicidios, 1 de cada 5 asesinatos de mujeres se clasifican como feminicidios, lo que indica que el  80% de estos delitos quedan en la total impunidad. Los 5 estados con más feminicidios en el país son Estado de México, Ciudad de México, Veracruz, Nuevo León y Puebla.

En Puebla la impunidad se refleja en cifras en el poder judicial, 9 de 10  feminicidios siguen sin castigo, de los 84 feminicidios reportados, el Tribunal Superior de Justicia de Puebla reportó 12 sentencias y 6 más en proceso de radicación. La Fiscalía del Estado informo “de enero a junio de 2020 se tienen integradas 28 carpetas de investigación, lo que confirma que no tienen datos desagregados que permitan consultar el avance en el proceso de procuración de justicia”.

Puebla en día de muertos, también tienen cifras alarmantes hoy el feminicidio no. 90, “Yaneth de 30 años fue asesinada por su esposo Tomas en el municipio de Xicotepec…” la Fiscalía especializada para la investigación de delitos de género y feminicidios en el estado de Puebla, no garantiza el acceso de las mujeres a la justicia, la justicia de género no existe en Puebla, existe una falta de compromiso, ineficacia y omisión en la Fiscalía, la atención a las víctimas solo es un discurso mediático.
En día de muertos, recordamos lo que los feminicidios en México nos han dejado en lo que va de 2020, algunas de ellas son la niña Fátima Aldrighetti de 7 años,  Ingrid Escamilla de la ciudad de México, Ximena Quijano estudiante de medicina de Puebla, Abril Pérez Sagaón en la ciudad de México, Elizabeth Orea asesinada el 14 de febrero en Puebla, Diana Carolina en Nayarit, Danna Reyes en Baja California, Jessica González en Michoacán, Ayelín Izcae de 13 años en Guerrero, la niña Ana Roberta en Nuevo León y la abogada Edmunda Adela Martínez de Puebla.

En el día de muertas, si no las nómbranos no existen, cuando una mujer o niña son víctimas de la violencia estructural y violencia machista, de esa violencia que mata, porque no murieron las asesinaron, porque no son homicidios de mujeres sino feminicidios, porque estamos para enlistarlas y mencionarlas por su nombre en la celebración de muertos y muertas, para hacer visible la violencia feminicida que mata en este país.

#NiUnaMás #NiUnaMenos, es una campaña para exigir un alto a los feminicidios, basta de violencia de género en México, «Ni una menos, Ni una más, nació ante el hartazgo por la violencia machista, que tiene su punto más cruel en el feminicidio». Es una manifestación para demandar que no queremos vivir con miedo, para demandar a las autoridades un alto a los feminicidios.

La niña Michelle de Nayarit, Lucero de Ensenada, Carmen de Zacatecas, Noemi de Querétaro, Alondra de Coahuila, Nayeli de Chiapas, Judith y Sara madre e hija de Morelos, Elmy de Ciudad de México, Maria del Pilar Guanajuato, Isabel de Ciudad Juarez, Janeth de Rubi de Guerrero, Fernanda de Yucatán, Danna Miriam de Mexicali, entre muchas otras que deben de ser mencionadas por su nombre para recordarnos del aumento de feminicidios en México, para recordarnos que la violencia contra las mujeres sigue incontrolable y nos siguen matando.