La corriente corriente del panismo

0
200
  • López Rabadán no honra a su Alma Mater
  • Acusa de Estado Fallido y no mira al PAN

El currículum académico de Kenia López Rabadán, exalumna de la Universidad Autónoma Metropolitana, institución superior de brillante trayectoria, por lo que se ve, no corresponde a su desempeño como integrante del Senado de la República. Ser miembro del PAN – presumo de grandes amistades panistas; mis maestros de periodismo fueron periodistas y académicos de la talla de Carlos Septién y Alejandro Avilés- no le da a ninguno de los panistas permiso para ser, como lo es la legisladora de quien comentamos, corriente, insultativa, majadera (No la califico de vulgar porque no debo ofender al vulgo), irracional, fundamentalista, reaccionaria (y  le doy todos estos calificativos porque, como legisladora, y presunta dirigente dentro del PAN, se los merece).

Con una ligereza supina, y sin ningún argumento racional, la señora López Rabadán no deja títere con cabeza y arremete contra todo lo que no huela a PAN. Hace unos días subió a la tribuna del Senado para asegurar que, a casi cuatro meses de gestión al frente de la Secretaría de Gobernación (Segob), lo que ha logrado María Luisa Alcalde en México es un Estado fallido. Vaya, pues. “Un Estado fallido”.

Seguramente estaba pensando en la “Docena trágica” encabezada por Vicente Fox y Felipe Calderón, sexenios en los cuales, gracias a las fuerzas de seguridad, los capos del narcotráfico gozaron de grandes privilegios otorgados por el gobierno panista. Tanto así que  el superpolicía Genaro García Luna, colaborador de Fox y secretario de Seguridad Pública de Calderón (peste está huído en España), está preso en una cárcel estadounidense, esperando sentencia, por haber traficado con drogas ilegales y protegido principalmente a los jefes del Cártel de Sinaloa.

Durante una comparecencia de Luisa María Alcalde, secretaria de Gobernación del gobierno del presidente López Obrador, López Rabadán aseguró: “Hay un Estado fallido cuando el gobierno no funciona y sí, secretaria de Gobernación, su gobierno no funciona”. Hoy México es un país ensangrentado. López Rabadán hizo muchas denuncias, que tiene todo el derecho de hacer como ciudadana y como legisladora. Que pueden ser o no ser ciertas. Tiene todo el derecho de hacerlas. Rabadán. La senadora Kenia López Rabadán aseguró que a casi cuatro meses de gestión al frente de la Secretaría de Gobernación (Segob), lo que ha logrado María Luisa Alcalde en México es un Estado fallido. Un discurso de mentiras. Los grandes dirigentes panistas de hace unos años no buscaban el triunfo en la palestra a base de mentiras, sino con el debate, con sólidos argumentos- Qué diría, por ejemplo, aquel emeritense de feliz memoria, panista de hueso colorado, que cuestionó severamente a Felipe Calderón y los panistas que renuncian a ser sólidos defensores, con argumentos, de principios- El PAN no tiene ya dirigentes como Carlos Castillo Peraza- Y por cierto, la doctora López sabrá quién es y qué hizo, y cómo lo hizo este líder panista.

Le reclama la senadora a la Secretaria de Gobernación que México es un estado fallido, que el gobierno no funciona, que México es un país ensangrentado, inseguro, sin soluciones. Pareciera estar hablando del sexenio de Fox y, sobre todo, del de Felipe Calderón, quien se vistió con una casaca militar que le quedaba guanga y le declaró la guerra al narcotráfico, de dientes para afuera porque ahora ya sabemos que tenía sus preferencias. Ahora, no dice la legisladora que Felipe Calderón está autoexiliado en España bajo la protección de los dirigentes de la derecha de aquel país y que se da el lujo de declarar su deseo de que el gobierno estadounidense vigile las elecciones federales del junio de 2024 o lo que es lo mismo, que intervenga y, no lo afirmó abiertamente, que invada el país como lo hizo en el pasado.

López Rabadán denuncia Estado fallido, país ensangrentado, desaparición de personas, corrupción, entre otras. Y parece que estuviera dibujando los gobiernos de Fox y Calderón.