¿Por qué Samuel García teme tanto a un sustituto no-carnal?

0
123

El asalto al Congreso de Nuevo León por huestes de MC, evidentemente fue ordenado por el gobernador Samuel García.

Fue un burdo y peligroso intento por frustrar, detener, impedir el nombramiento de su interino.

Fue la respuesta al tamaño de su temor a que le realicen una auditoría a fondo de su gestión de apenas 2 años al frente de esa entidad.

La violencia y el desorden, la amenaza que representaron los que irrumpieron tirando puertas del Pleno de ese Congreso, inducidos por reconocidos lideres locales de Movimiento Ciudadano de Dante Delgado -y quienes quedaron registrados en las imágenes y videos del asalto- no evitó la designación de Luis Enrique Orozco para sustituir a Samuel García desde el primer minuto de mañana sábado y hasta por los siguientes 6 meses como gobernador interino.

García, de 36 años (y quien en su cortísima carrera política sólo ha sido 3 años senador y 2 años gobernador), busca ser presidente de México por MC.

Como senador, fue un duro crítico del presidente Andrés Manuel López Obrador. Ahora, como gobernador, ha pasado a ser un elogioso y sumiso aliado del mandatario.

En este contexto PAN, PRI y PRD (hoy los grandes adversarios de AMLO a través del Frente Amplio por México, y su candidata presidencial, la senadora hidalguense Xóchitl Gálvez), que son la mayoría del Congreso local, se han convertido en sus enemigos.

García no desaprovecha entrevista o declaración pública para pedirles a los neoloneses ayudarle a echar fuera a priistas y panistas, y erradicarlos de la política del estado.

Hace apenas un par de meses, después de que López Obrador dijera que sería formidable que el joven gobernador entrara en la contienda por la Presidencia de México, García -que había jurado y prometido no separarse del cargo de gobernador de Nuevo León- es ya el candidato presidencial de MC, partido que en los hechos apoya a AMLO y a la 4T.

Sus propios compañeros de partido, el alcalde de Monterrey, Luis Donaldo Colosio y el saliente gobernador de Jalisco, Enrique Alfaro habían dejado en claro que ellos no entrarían en ese juego, porque solo sería para restarle votos al Frente Va por México y a su candidata Xóchitl Gálvez.

La percepción general es que eso es lo que busca hacer Samuel García para apoyar a AMLO y a su candidata Claudia Sheinbaum.

Sin embargo hoy esa sumisión de García y de MC a AMLO, y la confrontación con los del Frente Va por México, apunta a que gobernador y partido se queden sin la gubernatura de Nuevo León.

Y para Samuel entrar en un terreno en que puede bien ir a dar a la cárcel y no a Palacio Nacional, como le ocurrió a su antecesor Jaime Rodríguez, “El Bronco”.

Luego de que a inicios de noviembre pidió licencia por 6 meses, y que el Congreso designó como su sustituto a José Arturo Salinas, ex presidente del Tribunal Superior de Justicia estatal, el gobernador impugnó ese nombramiento ante la Suprema Corte y ante el Tribunal Electoral porque de acuerdo a la Ley el designado estaba impedido de ser el sustituto por provenir inmediatamente de otro poder.

Corte y Tribunal electoral le dieron la razón y ordenaron al Congreso estatal reponer la designación con otra persona vía el consenso, no por unanimidad. Al mismo tiempo ambas instancias le negaron a García su supuesta facultad para dejar como su interino a Javier Navarro, su secretario general de Gobierno.

En obvia represalia, y como acto de presión, García no entregó en noviembre la partida presupuestal de salarios y gastos de operación del Congreso estatal agudizando así su confrontación con el legislativo.

Y al mismo tiempo acudió a jueces regionales en busca de darle la vuelta a lo establecido por la Suprema Corte y el Trife e impedir que el Congreso designara a un nuevo interino.

Sin embargo, todos los juristas advierten que el gobernador no puede impedir con argucias legaloides que el Congreso estatal designe al sustituto como lo dicta la constitución del estado.

Eso ocurrió ayer en el Congreso, en medio del asalto de una turba enviada por García. Hoy su sustituto legal es Luis Enrique Orozco.

Su suerte está echada. ¿Habrá auditoría? ¿Encontrará esa indagatoria elementos para llevarlo a la cárcel?

Si es así, eso significaría el rápido y estrepitoso fin de una carrera política de apenas 6 años. Y sin duda en ese desastre Samuel García arrastraría a su bella esposa, la joven influencer Mariana Rodríguez.

Como un insospechado y moderno episodio de Bonnie and Clayde de las ambiciones del poder en Nuevo León.

Cosas del absurdo de la vida.

GARANTICEMOS AGUA A PARA TODOS LOS MEXICANOS

Ana Lilia Rivera, PRESIDENTA DEL Senado, pidió a sus compañeros senadores aprovechar los meses que le quedan a esta legislatura, para aprobar una nueva Ley General de Aguas.

Al inaugurar el foro “Potencial de la infraestructura verde”, la senadora de Morena por Tlaxcala indicó que este es uno de los pendientes más importantes de resolver para los mexicanos y que no avanza debido al “freno” de grandes intereses económicos.

La senadora Rivera pidió a todos los senadores, más allá de partidos, evitar la simulación y la hipocresía dejar de lado los intereses económicos y enfrentar este reto de liberar el agua para el bien de México.

“Requerimos una nueva Ley”, que permita establecer programas de gobierno; etiquetar recursos en los municipios, las entidades y en la Federación, para asumir la responsabilidad de impulsar la infraestructura verde, subrayó.

[email protected] / Twitter: @_Vizcaino / Facebook

https://www.facebook.com/rvizcainoa