México: PCR negativa para entrar a España

0
82

Los compromisos de producción de las farmacéuticas son copiosos y en tiempo récord, considerando que la del coronavirus, no solo es la vacuna más rápida jamás experimentada y aprobada sino también ha resultado ser la más cara en su proceso de investigación: la Unión Europea (UE) ha concedido, hasta 3 mil 267 millones de dólares, mientras que la pasada Administración del expresidente Donald Trump dio 10 mil 761 millones de dólares de las arcas públicas norteamericanas aportados principalmente a  seis farmacéuticas: Moderna, Pfizer y BioNTech; AstraZeneca y la Universidad de Oxford; Novavax; Janssen y Johnson & Johnson; GSK y Sanofi.

Ese caudal de dinero concedido para encontrar un suero que sirviera para inmunizar contra el coronavirus y así salvar miles de vidas humanas venía preconcedido con la intención de que los países aportantes fuesen igualmente los primeros -antes que ningún otro- en obtener los primeros viales.

Por ejemplo, Estados Unidos tiene preadquiridas 800 millones de dosis repartidas entre todos los laboratorios mencionados y cada uno con distintos cupos;  a su vez, la UE precompró  760 millones de viales.

Si la pandemia, su irrupción, su desarrollo, su gestión y su incidencia entre la población, junto con los índices de mortandad, se han convertido en un verdadero descalabro para las autoridades gubernamentales, la distribución de las vacunas sin pleito alguno, sin el virus de la politización y de los odios viscerales es una franca quimera.

Ese fracaso anticipado se mueve como un cubo de rubik, el engranaje de cada pieza contribuirá al éxito o al fracaso en las campañas de vacunación  de cada país y dependerá de una serie de factores: demografía, capacidad económica, capacidad organizativa y de toma de decisiones… y, por supuesto, de vacunas surtidas.

¿Están especulando las farmacéuticas? No es solo la denuncia de la OMS, hace unos días  el ministro de Sanidad de Israel, Yuli Edelstein, reconoció que su país ha pagado inicialmente 314.6 millones de dólares  por una parte del cupo.

¿A qué precio cada vial? De acuerdo con el ministro,  la de Pfizer-BioNTech a 47 dólares, esto es, el precio más caro en el mercado (la UE pagó  18 dólares y Estados Unidos, 20 dólares según información actualizada por la OMS)  con tal de inmunizar a sus casi 9 millones de habitantes incluyendo tanto a árabes como a palestinos ubicados en Jerusalén Oriental y excluyendo totalmente a los 5 millones de palestinos de Gaza y  de Cisjordania.

En la penúltima semana de enero, la exitosa campaña de vacunación israelita había inoculado a más del 40% de su población, desde luego será el primer país del mundo reforzado contra el impacto del coronavirus.

 

A COLACIÓN

Ante el avance de las tres nuevas cepas del SARS-CoV-2: la sudafricana, la británica y la brasileña, diversos países europeos han decidido cerrar sus fronteras y su tráfico aéreo se trata de Bélgica, Portugal, Dinamarca, Hungría, Austria  y Finlandia.

La Comisión Europea recomendó aislar las regiones europeas con mayor incidencia del coronavirus que en los últimos 14 días superen los 500 casos por cada 100 mil habitantes; una categoría resaltada con rojo oscuro para alertar de la peligrosidad del contagio.

Cualquier persona que intente desplazarse de una zona de rojo oscuro a otra parte de la Unión Europea deberá llevar consigo un test PCR negativo y guardar cuarentena voluntaria; si bien  no es obligatoria como en el caso de Reino Unido que está habilitando hoteles para confinar a los viajeros que deberán pagar  2 mil euros, esto es, cincuenta mil pesos.

Otros país, como  Portugal, está en máxima urgencia porque ha superado los mil 500 casos por cada 100 mil habitantes; la situación es tan dramática que hacen falta camas hospitalarias y  las autoridades sanitarias reconocieron que están a punto de pedir ayuda a la Comisión Europea porque temen quedarse sin suministro de oxígeno,  relevante para los enfermos más afectados por neumonías por Covid-19.

Por su parte, España, añadió a más países de América Latina a la larga lista de países con restricciones para viajar anunciada desde finales de noviembre del año pasado.

De esta forma, a partir del 1 de febrero, todos los viajeros procedentes de México deberán traer consigo una prueba PCR negativa realizada con 72 horas de antelación; y descargarse un formulario de control sanitario desde la página web del Ministerio de Sanidad o bien en la app Spain Travel Health, generar un código QR necesario para el aeropuerto.

Los viajeros que incumplan la normativa serán sancionados con 3 mil euros equivalentes a 70 mil pesos. México entra en la lista considerado como país de riesgo de contagio elevado.

@claudialunapale