Se están poniendo competidas las elecciones a las gubernaturas 2022 

0
148

Pues se están poniendo competidas las elecciones a las gubernaturas 2022, salvo en Oaxaca y en Quintana Roo, entidades federativas donde Morena lleva amplia ventaja a tan solo dos días de culminar el periodo de precampañas y, obvio, ya considerando precandidaturas.

Así lo revela la interesante encuesta publicada en EL FINANCIERO, por Alejandro Moreno, levantada en 3 mil adultos vía telefónica, 500 en cada estado, entre el 21 y el 29 de enero de 2022; y cuya copia (conforme la publicación) se entregó a las autoridades electorales.

Previo al inicio de los procesos electorales locales y arrancando éstos, los estudios demoscópicos (de diversas casas encuestadoras) prácticamente coincidían en la ventaja de Morena en cinco de las seis entidades federativas donde este año renovarán gubernatura. La excepción era Aguascalientes.

Y, miren, avanzando el proceso electoral parece que ahora la competencia va cerrada en cuatro entidades (y eso que apenas empezarán las campañas).

Conforme a la encuesta de EL FINANCIERO“el PAN y su alianza lidera en Aguascalientes, mientras que en coalición con el PRI se ubica a la cabeza en Durango”; la ventaja es de alrededor de 18 y 21 puntos, respectivamente. “En Hidalgo y Tamaulipas se registra una mayor competitividad y las preferencias arrojan empates estadísticos por el primer lugar”.

Sí que es sorpresa, pues al inicio del proceso electivo estaban en la lona, salvo el PAN en Aguascalientes. Incluso, casas encuestadoras no arrojaban la mínima esperanza para el PRI en Hidalgo. Si en realidad el pulso electoral ha mejorado en ambas entidades, sería una muestra de la magia de la unidad interna en ambos partidos políticos.

Hidalgo, imagínense, donde la bomba interna priista tenía prendida la mecha. Pero el gobernador Omar Fayad, se disciplinó. El presidente del PRI nacional, Alejandro Moreno Cárdenas (“Alito”) arregló las diferencias. Quién sabe cómo le hizo, pero Omar se calmó. Y la precandidatura de Carolina Viggiano que parecía un rotundo fracaso, no se ha caído.

De acuerdo a la encuesta de EL FINANCIERO, la diferencia entre ella y Julio Menchaca, precandidato de la coalición Morena-PT-PVEM-Panal, es de 3% a favor de él; 32 frente a 35. Y en Tamaulipas, César Verástegui de la coalición PAN-PRI-PRD llevaría 4 puntos a favor con el 36% en la preferencia electoral frente al morenista Américo Villareal con 32%.

Claro, los empates estadísticos no son sinónimo de triunfo para el competidor ligeramente abajo, ni de derrota para el competidor ligeramente arriba. O viceversa. Dos, tres o cuatro puntos porcentuales siempre será una diferencia, y en las democracias se pierde o se gana por un voto. Además, el empate no es causa de nulidad de la elección.

Lo que sí, las elecciones con empates técnicos como resultado de las votaciones, suelen decidirse en los tribunales electorales, y el ganar corre el riesgo de que le tiren el triunfo sobre todo si incurre en alguna de las causales de nulidad con el ingrediente determinante en los cerrados porcentajes de votación.

Y bueno, conforme a la encuesta de EL FINANCIERO en dos de las seis entidades con elecciones a la gubernatura, Morena tiene la clara ventaja: Oaxaca y Quintana Roo. Para el momento, el estudio refleja diferencias de 25 y 13 puntos, respectivamente, en la preferencia electoral a favor de Salomón Jara Cruz y de María Lezama.

En ambas entidades Morena va en coalición con el PT, con el PVEM y algún partido local. Y en Oaxaca, la entidad favorita del presidente Andrés Manuel López Obrador, la diferencia es casi de tres a uno frente a las precandidaturas del PAN y del PRI, en ese orden.

No es para menos, de las seis entidades donde habrá elecciones de gubernatura, en Oaxaca AMLO registra la más alta aprobación: 67%, y la más baja resulta en Durango con 44%.

Claro, las encuestas no tienen la verdad absoluta. Solamente reflejan cierta probabilidad sobre un momento determinado con validez exclusiva para éste. Tampoco son bolas de cristal, solo proyecciones quizá para la toma de decisiones de los competidores. O le echan ganas o mejor ya ni gasten en la campaña; aunque también pueden cambiar la candidatura.

En ningún caso se confíen. Faltan las campañas, en las cuales pueden crecer quienes van abajo en la preferencia electoral, o caerse quienes en estos momentos llevan ventaja. Además, en la actual época los resultados tienen cierta carga de imprevisibilidad: Hay pandemia Covid-19, hay crimen organizado, hay hambre y falta de empleo, y también hay decepción hacia todos los partidos políticos.

Y en ese tenor, falta conocer la decisión de los electores indecisos: ¿Saldrán a votar por un voto efectivo? ¿Anularán su voto? ¿O preferirán engrosar el índice de abstencionismo?

OTROS FACTORES  

Otros factores que pueden cambiar los escenarios electorales, preferencias y resultados, es el dinero en las campañas, las estructuras electorales de los partidos políticos (fuertes e incorruptibles, o viceversa), la negativa de registro de alguna precandidatura por actos anticipados o falta de informe sobre gastos.

En política no se es hasta que se es.

(Link de la publicación de sobre la encuesta de EL FINANCIERO: https://www.elfinanciero.com.mx/nacional/2022/02/08/morena-va-firme-en-quintana-roo-y-en-oaxaca/ )

Correo: rosyrama@hotmail.com